Vilches - El pueblo y su historia

  • PDF
Historia - Cultura y patrimonio - Tradiciones - Dónde descansar - Dónde comer


Vilches es una pequeña localidad situada en las estribaciones de la Sierra Morena jienense, lugar de asentamientos milenarios, ruta de bandoleros y enclave de batallas que decidieron el curso de la Historia.

En el término municipal se han inventariado más de cien yacimientos arqueológicos. De la Edad del Cobre es el yacimiento de Santagón. En la Edad del Bronce, la consolidación de la actividad metalúrgica posibilitó la aparición de pequeños poblados, algunos fortificados, como los de Cañada de Malabrigo, Giribaile o Cerro del Salto.

El asentamiento de Giribaile alcanzó gran importancia a partir del siglo VII y VI a.C puesto que dominaba buena parte de la comarca minera circundante así como los caminos y pasos naturales. De este periodo también destacan las Cuevas de Espeluca que según la tradición fueron un santuario ibérico. Hoy día encontraremos vestigios de las minas de plomo que se explotaron hasta el siglo XX, continuando la tradición minera del Bronce.

En época romana se identifica Vilches con Baesucci y obtendrá el título de municipio concedido presuntamente por el emperador Vespasiano en el 76 D. C.

En la actualidad, lo primero que observaremos en su silueta, que descansa sobre la ladera, serán los restos del castillo árabe, época en la que se consolida y toma auge el actual emplazamiento de Vilches. Después de la batalla de las Navas de Tolosa fue convertido en santuario, la actual Ermita de la Virgen del Castillo. Desde allí, en el Cerro de la Virgen y bajando por el Camino de la Canaleja encontraremos más de 15 pintorescas casas-cueva.

Vilches perteneció a Al-Andalus desde el siglo VIII al siglo XIII y adquirió el carácter de una típica ciudad musulmana que aún hoy puede apreciarse en su irregular urbanismo. En su casco urbano, la Iglesia de San Miguel Arcángel, antigua ermita del siglo XV, conserva diversos trofeos conquistados en la batalla de las Navas de Tolosa.

Su paisaje ofrece parajes naturales y zonas húmedas de gran interés con abundantes recursos cinegéticos y piscícolas, en ellos se pueden practicar además diversas actividades deportivas acuáticas. Es digna de referencia la posibilidad de pasear a caballo entre toros de lidia, realizar rutas en 4x4 junto a los alojamientos rurales existentes o senderismo en la Cañada Real.

Y, por supuesto, a la hora de la comida, se podrá disfrutar de las maravillosas tapas que ofrecen los bares de Vilches regadas con el inigualable aceite de la comarca.

AddThis Social Bookmark Button

Esta web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de la navegación de sus usuarios. Si continua navegando consideramos que acepta su uso.

Acepto el uso de cookies en esta web.

EU Cookie Directive Module Information